Ambivium y Pago de Carraovejas son Peñafiel

Restaurante Ambivium

Ambivium y Pago de Carraovejas son Peñafiel


Ambivium y Pago de Carraovejas son Peñafiel, gastronómicamente hablando. Una visita a esta villa histórica no estaría completa sin ir a la bodega y al restaurante.


Muchos restaurantes han abierto el 1 de julio desde su cierre tras el estado de alarma, y Ambivium fue uno de ellos. Nosotros estuvimos de visita en la bodega de Pago de Carraovejas y comiendo en Ambivium pocos días antes del encierro.

Restaurante Ambivium

Restaurante Ambivium
Restaurante Ambivium

El restaurante Ambivium está situado dentro de la bodega de Pago de Carraovejas, donde uno es casi la continuación de la otra. Múltiples espacios donde disfrutar de la gastronomía, del vino y de las vistas, con el Castillo de Peñafiel presidiéndolas.

El restaurante Ambivium pertenece a la Chaîne des Rôtisseurs España, garantía de su excelencia.

La propuesta gastronómica de Ambivium ha evolucionado en los últimos meses, pasando de pequeños platos a bocados, disponibles en 2 menús de degustación. La evolución de su cocina, su magnífica bodega y el gran trabajo que hace la sala les llevó a conseguir su primer Sol Repsol en 2019, que acaban de renovar.

Con estrellas y soles o sin ellos, en Ambivium disfrutarás desde que llegas a la bodega hasta que terminas tu último petit four.

Si nos preguntan qué tipo de menú de degustación preferimos en un restaurante de este tipo, los preferimos cortos y con platos que te permiten disfrutar de varios bocados frente a los que son una larga sucesión de pequeños bocados. Pero la realidad es que cuando disfrutas del ambiente, de la atención, de la comida y de la bebida acaba dando igual el tipo de formato que tenga el menú. No se nos hizo largo ni pesado.

En nuestro caso nos decidimos por el Menú Paisajes, el largo, y por la opción de maridaje con vinos nacionales e internacionales. Íbamos con intención de conocer en profundad sus vinos, pero ellos nos sugirieron abrir más el abanico y dejarnos seducir por vinos de otros países —de ese arte de la seducción nos cuenta La Mesa Habla—. Todo un acierto, la comida comenzó con un cóctel, un Ossian que nos acompañaría a lo largo de toda la comida, vinos de aquí y de allí, champanes y algún sake.

No habíamos terminado de comer y ya estábamos pensando en cuándo volver, poco más hace falta decir de cómo nos fue la cosa.

Bodega Pago de Carraovejas

pago-carraovejas-tragaldabas-profesionales
Bodega Pago de Carraovejas

Antes de comer visitamos la bodega de Pago de Carraovejas. Una bodega con una filosofía clara en su forma de trabajo, no tomar atajos para que sus vinos mantengan, como mínimo, la misma calidad. Si un proceso es mejor hacerlo a mano, se hace a mano.

Pero Pago de Carraovejas es solo una pata de la mesa que conforma el proyecto Alma Carraovejas, completándolo las marcas Milsetentayseis, Ossian Vides y Vinos, Viña Mein – Emilio Rojo y el restaurante Ambivium.

«Crear experiencias inolvidables en torno al vino, apostando por proyectos singulares en busca de un propósito superior, con el compromiso de construir un legado único.»

Alma Carraovejas.-

Pero, al igual que algunos procesos se hacen a mano en Pago de Carraovejas, la tecnificación de la bodega es parte del proceso por el que está pasando y atiende a la misma premisa anterior, no por ahorrar o acelerar procesos sino por conseguir una mejora si el uso de la tecnología lo permite. Y ello se ve reflejado en los incontables premios que atesoran tanto la bodega como sus vinos.

«El reto es poder inspirarnos, cada día, para desarrollar productos y servicios auténticos, apoyándonos en una organización feliz y sostenible consigo misma y con su entorno, buscando la superación constante, para conseguir la máxima calidad mediante la innovación, obstinados en preservar la cultura propia de la organización y de las personas que la componen como un patrimonio»

Alma Carraovejas.-

Historia, tradición y vanguardia

Castillo de Peñafiel - Pago de Carraovejas

Historia, tradición y vanguardia es lo que vivirás a la vez en tu visita a Peñafiel, a la bodega Pago de Carraovejas y al restaurante Ambivium.

La joya histórica de la región es el Castillo de Peñafiel, que alberga el Museo Provincial del Vino en su interior. Es el epicentro del turismo enológico de la provincia, con el fin de dar a conocer la riqueza enológica de la provincia de Valladolid, que aglutina mayor número de denominaciones de origen de España.

La tradición y la vanguardia, enológica y gastronómica, las dejamos de la mano de la bodega Pago de Carraovejas y del restaurante Ambivium.


La bodega Pago de Carraovejas y el restaurante Ambivium son un regalo para los sentidos, ¡para todos ellos!


No Comments

¿Quieres dejar un comentario?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.